De qué color pintar la habitación de un bebé

Cuando está próxima la llegada de un bebé a la familia deseamos que el espacio destinado al nuevo miembro sea el más idóneo para él. Un detalle que se debería tomar en cuenta es el color con el que pintaremos la habitación del bebé.

Colores adecuados para la habitación de bebé 

Según varios estudios realizados sobre la influencia de los colores en el comportamiento humano, parece probado que hay ciertos colores que nos tranquilizan y otros que tienen el efecto contrario.

En nuestra primera etapa de vida somos muy influenciables por factores externos. Así, si la madre o el padre están nerviosos o presentan indicios de ansiedad, o si hay excesivo ruido ambiental, el bebé los percibirá y será causa de la alteración de su estado.

Para transmitirle a nuestro hijo tranquilidad la habitación deberá ser un espacio acogedor dónde perciba serenidad. Los colores fríos son, con un amplio consenso, los que mejor aportan esta sensación. Entre estos colores destacan el azul, verde, lilas y tal vez los grises.

Si no te gustan estos colores puedes optar por colores tono pastel y dar unas pinceladas con colores fríos en cenefas, cojines, sábanas, etc. Por supuesto debes evitar colores como el rojo, amarillo o tonos anaranjados.

Uso combinado de colores

Tampoco es necesario que pintes toda la habitación de un sólo color. Combina diferentes colores o utiliza vinilos decorativos para personalizar la habitación a tu gusto.

Recuerda que al igual que tu tranquilidad apacigua a tú bebé, la serenidad de tú bebé te tranquiliza a ti.

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad